Un Kilo de Ayuda inicia talleres de “Rescate Emocional” con las infancias guerrerenses, a tres meses del Huracán Otis

Un Kilo de Ayuda inicia talleres de Rescate Emocional con las infancias guerrerenses, a tres meses del Huracán Otis
Publicidad
  • Atender a la primera infancia en situaciones de emergencia es vital, no solo es una muestra de solidaridad, sino una inversión en el futuro para nuestro país.

A causa de la emergencia suscitada por el huracán Otis en octubre del año pasado, el equipo de Un Kilo de Ayuda (UKA), ha buscado ser un apoyo significativo para los habitantes de los municipios guerrerenses de San Marcos y Florencio Villareal, afectados severamente por el desastre natural.

Publicidad

De acuerdo con datos de UNICEF las y los niños representan entre el 50% y 60% de la población que es afectada ante los desastres naturales, esto aumenta riesgos como desnutrición, problemas de higiene y saneamiento, así como una significante interrupción al desarrollo educativo.

Al ser una organización con más de 37 años de experiencia trabajando con infancias, Un Kilo de Ayuda ha implementado la estrategia de Rescate Emocional para niñas y niños. Iniciaron con talleres, se entregaron 900 kits para la realización de estos, con el propósito de externar emociones negativas como traumas, estrés, separación familiar, alteración de la dieta alimentaria entre otras a través del juego (peluches, plastilina y dibujos) y con esto proporcionar capacidades de recuperación y resiliencia.

Con respecto al Rescate Emocional, es importante mencionar que, en situaciones de desastre los protocolos utilizados por UKA como herramientas de levantamiento de información fueron clave para identificar a las familias afectadas por Otis, esto los ayudó a definir el tipo de apoyo y acompañamiento priorizando la restauración para el ejercicio de los derechos de las infancias.

 

Durante y después de una emergencia, la salud, alimentación, nutrición y desarrollo emocional de las y los niños pueden verse comprometidos, es importante no dejar atrás a este sector de nuestra población. La atención al desarrollo de la primera infancia en situaciones de emergencia es fundamental, ya que brinda un apoyo inmediato, desde los múltiples sectores y servicios que niños y niñas necesitan como vivienda, salud, nutrición, protección, educación y apoyo psicosocial en entornos seguros.

Un Kilo de Ayuda comparte sus avances mensuales: Atendieron a 3,165 familias (dentro de las cuales existen 38 mujeres embarazadas y 980 menores de 5 años), entregaron 18,995 despensas, realizaron 2,980 censos familiares y 28 censos comunitarios completados, entregaron 197 filtros de agua para el hogar y 38 paneles solares instalados, realizaron la entrega de 13,453 suplementos de vitamina C para adultos, registró de 788 niños y niñas con evaluación de estado de nutrición y concluyeron su recepción de despensas en su centro de acopio ubicado en Expo Santa Fe.

¡Despertemos juntos la esperanza!

Síguenos en Google Noticias para mantenerte siempre informado

Fuente: Comunicado de prensa | Ciudad de México, febrero de 2024

Publicidad al cierre de artículo

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí