Hablar con asertividad, la mejor manera de comunicarnos

Por Nora González

“Nadie me entiende”, “No sé cómo decirle”, necesito hablar con alguien…. Estas son sólo una de las expresiones que solemos utilizar cuando queremos expresarnos y no encontramos las palabras. Especialmente, porque nos asusta mucho, la reacción de quien será nuestro interlocutor. Nos adelantamos, temiendo que no haya buena recepción. Hablar y expresar nuestros sentimientos, nos compromete mucho… porque abrimos la puerta a que los demás puedan ver nuestro interior, nos conozcan y eso nos puede generar una sensación de vulnerabilidad.

La asertividad es una técnica de comunicación, que nos puede ayudar mucho a desvanecer esos miedos y poder hablar, expresarnos con libertad. Sobre todo, diciendo aquello que necesitamos expresar sin ofender o dañar a nuestro interlocutor. Porque en la comunicación existen situaciones incómodas, que precisamente es lo que nos lleva a no saber cómo decirlo. Ya sea porque no queremos ofender, lastimar, discutir o que se malinterprete. Esta técnica de comunicación, sirve para todos los aspectos de nuestra vida. Porque si nos lo preguntamos, en cuántas ocasiones hemos querido decir algo a nuestros jefes o compañeros de trabajo de una cierta situación incómoda y por no saber cómo abordarla, HABLANDO; mejor la dejamos pasar. Quedándonos con ese deseo de expresarnos, conteniéndolo. Y eso puede ser contraproducente para nuestra salud. Hablar sana. A veces pensamos tantos panoramas que la imaginación nos lleva a donde tal vez la realidad ni siquiera llegará.

Y en situaciones más personales, como cuando nos enfrentamos a problemas o cuestiones familiares delicadas e incluso complejas o esto mismo, trasladarlo a la pareja. Por ejemplo, situaciones donde las actitudes de otros, nos lastiman y no sabemos cómo decirlo. Lo guardamos, lo procesamos solos. Haciendo daño no sólo a nuestra salud mental, sino también física.

Como muchas cosas en la vida, la asertividad es una técnica, por lo tanto hay que aplicarla…. Implementarla en nuestra vida diaria, con pequeños ejercicios, dando pasos. Una vez que lo intentas, se convierte en un arma poderosa, que nos da la libertad de decir aquello que nos ahoga, pensando en quién recibe el mensaje, sobre todo, dejando claro nuestra particular necesidad de expresar aquel sentimiento o situación de la que debemos hablar.

Actualmente, podemos recurrir a internet, para el primer acercamiento con las técnicas de asertividad. Existen cursos e incluso en muchas terapias psicológicas, se abordan estas técnicas como un ejercicio necesario para buscar nuestro bienestar.

Comparto algunas de las técnicas asertivas más famosas, para que puedan profundizar en ellas, cuando lo crean necesario.

  • Disco Rayado
  • Banco de Niebla
  • Técnica para el cambio
  • Técnica del acuerdo asertivo
  • Técnica de la pregunta asertiva
  • Técnica del aplazamiento

Podemos comenzar comunicar con asertividad en nuestra vida, con alguna de las técnicas con las que más nos identifiquemos, consultando ejemplos de situaciones, que puedan ser similares a las de nuestra vida diaria. Y dar el paso a decir lo que realmente pensamos, defendernos sin herir, ofender y discutir innecesariamente.


Artículo escrito por Nora González


Nora González cuenta con más de 15 años de experiencia en el sector social, tanto en México como en España.

Su trayectoria ha estado enfocada en áreas sociales; en el ámbito público y en Organizaciones Civiles. Además ha desempeñado cargos en Participación Ciudadana, Prevención de la Violencia de Género, Diseño y Formulación de Proyectos de Cooperación Internacional y Capacitación y asesoría en Recaudación de Fondos.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí